viernes, 27 de febrero de 2009

Asashiburi!

Ha pasado mucho tiempo del último post, cuando mi preocipación principal eran las vaccaciones y aún podia analizar, reflexionar sobre cosas que pasan al otro lado del globo mundial.

Hace dos semanas que he empezado las clases y ya estoy notando las consecuencias del ritmo de trabajo. Para empezar estoy haciendo 5 asignaturas, voy a clases de chino en un sitio a parte y trabajo 10 horas a la semana. Todo esto en los 5 dias laborables.

Cuando llega el fin de semana, en lo último que pienso es en que tengo que hacer deberes. De hecho, entre semana ya tengo un horario bastante duro puesto a que cada dia comienzo a las 10 (una hora antes ya estoy saliendo de casa) y normalmente llego a casa a las 10 de la noche.

Esta rutina es actualmente muy nueva para mi. Recuerdo cursos anteriores en los que plegaba a las 9 de la facultad y a las 8 del dia siguiente ya volvia a tener clase! Entonces podias contar que llegaba a casa a las 10 de la noche y volvia a marchar a las 7.15 del dia siguiente. Lo mas sorprendente era que asistia a clase.

Con el horario actual, me estoy planteando la posibilidad de dejar de asistir a la optativa que tantos dolores de cabeza me está causando actualmente, puesto a que tiene un horario infernal. 2 Dias a la semana me hace plegar a las 9 de la noche (hora en que cierra todo, los demas dias me quedo para hacer trabajos, deberes...)

En fin, ya os contaré si dejo la asignatura o no (si la dejo, me libro de una gran carga de trabajo).

Nota Mental: no volver a coger nunca mas meras optativas que se creen superiores a las obligatorias!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada